womens health dot gov
Un proyecto de la Oficina para la Salud de la Mujeren el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los E.E.U.U.

womenshealth.gov (en español) | 800-994-9662

Saltar navegación

Womens Health logo
Home page in English
divider line

Salud antes de la concepción

Por qué es importante la salud antes de la concepción

La salud antes de la concepción es la salud de la mujer antes de quedar embarazada. El término se refiere a conocer de qué manera las condiciones médicas y los factores de riesgo podrían afectar a una mujer o a su bebé por nacer si queda embarazada. Por ejemplo, algunos alimentos, hábitos y medicamentos pueden dañar a su bebé, incluso antes de concebirlo. Algunos problemas de salud, como la diabetes, también pueden afectar el embarazo.

Todas las mujeres deben pensar en su salud, ya sea que estén planificando un embarazo o no. Una razón es que aproximadamente la mitad de los embarazos no son planificados. Con los embarazos no planificados, hay un mayor riesgo de parto prematuro y de que el bebé nazca con bajo peso. Otra razón es que, a pesar de los importantes avances en la medicina y en la atención prenatal, aproximadamente 1 de cada 8 bebés nace antes de tiempo. Los investigadores están tratando de averiguar por qué se producen los partos prematuros y cómo prevenirlos. Sin embargo, los expertos coinciden en que las mujeres deben estar más saludables antes de quedar embarazadas. Tomar medidas sobre riesgos y cuestiones de salud antes del embarazo puede prevenir problemas que podrían afectarle a usted o a su bebé en el futuro.

Volver al comienzo

Las cinco cosas más importantes para mejorar su salud antes de la concepción

Las mujeres y los hombres deben prepararse para el embarazo antes de pasar a ser sexualmente activos, o por lo menos 3 meses antes del embarazo. Algunas medidas, como dejar de fumar, alcanzar un peso saludable o ajustar los medicamentos que toma, deben tomarse incluso antes del embarazo. Las cinco cosas más importantes que puede hacer para mejorar su salud antes de la concepción son:

  1. Tome 400 microgramos (400 mcg o 0.4 mg) de ácido fólico todos los días durante al menos 3 meses antes de quedar embarazada para disminuir el riesgo de algunos defectos de nacimiento del cerebro y la columna vertebral, como la espina bífida. Todas las mujeres necesitan ácido fólico todos los días.
  2. Deje de fumar y consumir alcohol.
  3. Si tiene alguna condicion médica, asegúrese de que esté bajo control. Algunas condiciones que pueden influir en el embarazo o que pueden ser afectadas por este son el asma, la diabetes, la salud bucal, la obesidad o la epilepsia.
  4. Hable con su médico acerca de los medicamentos de venta con y sin receta médica que está utilizando. Estos medicamentos incluyen los suplementos dieteticos o los que son a base de hierbas. Asegúrese de que sus vacunaciones estén al día.
  5. En el trabajo y en el hogar, evite el contacto con sustancias o materiales tóxicos que podrían provocar infecciones. Manténgase alejada de sustancias químicas y de las heces de gatos y roedores.

Volver al comienzo

Hable con su médico antes de quedar embarazada

¿Lo sabía?

Lo mejor es tener un peso saludable al quedar embarazada. Tener sobrepeso o un peso más bajo del normal aumenta el riesgo de tener problemas durante el embarazo. Conozca de qué manera la elección de alimentos sanos y un buen estado físico pueden ayudarle a alcanzar o a mantener un peso saludable. Visite nuestra sección Estado físico y nutrición (en inglés).

La atención antes de la concepción puede mejorar sus probabilidades de quedar embarazada, tener un embarazo saludable y tener un bebé sano. Si es sexualmente activa, hable ahora con su médico acerca de su salud antes de la concepción. La atención antes de la concepción debe comenzar al menos 3 meses antes de quedar embarazada. Sin embargo, algunas mujeres necesitan más tiempo para preparar su cuerpo para el embarazo. Asegúrese de hablar también de la salud de su pareja. Consulte a su médico acerca de:

  • Planificación familiar y control de la natalidad.
  • Tomar ácido fólico.
  • Vacunas y exámenes que pueda necesitar, como una citología vaginal (Papa Nicolao) y exámenes para detectar infecciones de transmisión sexual, incluido el VIH.
  • Manejo de problemas de salud, como diabetes, hipertensión, enfermedad de la tiroides, obesidad, depresión, trastornos de la alimentación y asma. Averigüe de qué manera el embarazo puede influir en sus problemas de salud o verse afectado por ellos.
  • Medicamentos que toma, incluidos los fármacos y suplementos con y sin receta médica, y los producidos a base de hierbas.
  • Formas de mejorar su salud general, como alcanzar un peso saludable, elegir alimentos sanos, mantenerse físicamente activa, cuidar los dientes y las encías, reducir el estrés, dejar de fumar y evitar el consumo de alcohol.
  • Cómo evitar enfermarse.
  • Peligros en su hogar o lugar de trabajo que podrían lastimarla a usted o a su bebé.
  • Problemas de salud comunes en su familia o en la de su pareja.
  • Problemas que haya tenido en embarazos anteriores incluyendo partos prematuros.
  • Preocupaciones familiares que podrían afectar su salud, como violencia doméstica o falta de apoyo.

Lleve una lista de temas de conversación (PDF, 127 KB) para asegurarse de no olvidar nada. Si no le alcanza el tiempo durante la visita, programe una visita de seguimiento para asegurarse de hablar de todos los temas.

Volver al comienzo

El papel de su pareja en la preparación para el embarazo

Su pareja puede hacer mucho para apoyarla y animarla en todos los aspectos de la preparación para el embarazo. Estos son algunos ejemplos:

  • Tomar juntos la decisión sobre embarazarse. Cuando ambos en la pareja tienen intención de embarazarse, la mujer es más probable en recibir cuidado prenatal temprano y evita los comportamientos riesgosos como lo es fumar y consumir alcohol.
  • Hacerse un examen de detección de infecciones de transmisión sexual y tratar la infección puede ayudar a garantizar que no se transmitan infecciones a la pareja de sexo femenino.
  • La pareja de sexo masculino puede mejorar su propia salud reproductiva y su salud general al limitar el consumo de alcohol, dejar de fumar o de consumir drogas ilegales, elegir alimentos sanos y reducir el estrés. Los estudios muestran que los hombres que beben mucho, fuman o consumen drogas pueden tener problemas con su esperma. Estos factores pueden hacer que usted tenga dificultades para quedar embarazada. Si su pareja no deja de fumar, pídale que no fume cerca de usted para evitar los efectos nocivos del humo de segunda mano.
  • Su pareja también debe hablar con el médico acerca de su propia salud, de los antecedentes médicos de su familia y de cualquier medicamento que utilice.
  • Las personas que trabajan con productos químicos u otras toxinas deben tener cuidado de no exponer a las mujeres a esos productos. Por ejemplo, las personas que trabajan con fertilizantes o pesticidas deben cambiarse la ropa sucia antes de acercarse a una mujer. Su ropa sucia no se debe juntar ni lavar con el resto de la ropa.

Volver al comienzo

Asesoramiento genético

¿Lo sabía?

Algunas empresas ofrecen pruebas genéticas que se pueden hacer por correo. Es posible que estas pruebas no le den información verdadera o relevante. Estas pruebas podrían brindar información perjudicial. Hable con su médico antes de usar este tipo de pruebas.

Los genes con los que nace su bebé pueden afectar la salud de su bebé de las siguientes maneras:

  • Los trastornos de un solo gen se producen debido a problemas con un solo gen. Los genes contienen la información que las células del cuerpo necesitan para funcionar. Los trastornos de un solo gen son hereditarios. Algunos ejemplos de trastornos de un solo gen son la fibrosis quística y la anemia de células falciformes.
  • Los trastornos cromosómicos se producen cuando sobra o falta la totalidad o parte de un cromosoma, o cuando la estructura de uno o más cromosomas no es normal. Los cromosomas son las estructuras en las que se encuentran los genes. La mayoría de los trastornos cromosómicos que afectan cromosomas completos no son hereditarios.

Antes de quedar embarazada, hable con su médico acerca de los antecedentes médicos de su familia y la de su pareja. Esta información puede ayudar a su médico a detectar cualquier riesgo genético que usted pueda tener.

Es posible que su médico le sugiera que se reúna con un genetista si presenta factores de riesgo genético. Algunas de las razones por las que una persona o una pareja podrían solicitar asesoramiento genético son:

  • Antecedentes familiares de una condición genética, defecto de nacimiento, trastorno cromosómico o cáncer
  • Dos o más pérdidas de embarazo, feto muerto retenido o muerte de un bebé
  • Un hijo con un trastorno hereditario conocido, un defecto de nacimiento o discapacidad intelectual
  • Una mujer que está embarazada o planea quedar embarazada y tiene 35 años de edad o más
  • Resultados de pruebas que sugieran la presencia de una condición genética
  • Aumento del riesgo de desarrollar o transmitir un trastorno genético debido al origen étnico
  • Personas relacionadas por lazos de sangre que quieren tener hijos

Durante una consulta, el genetista se reúne con una persona o con la pareja para hablar sobre los riesgos genéticos o para diagnosticar, confirmar o descartar una condición genética. A veces, la pareja decide realizarse pruebas genéticas. Algunas pruebas pueden ayudar a las parejas a conocer las probabilidades de que una persona desarrolle o transmita un trastorno genético. El genetista puede ayudar a las parejas a decidir si las pruebas genéticas son la opción apropiada para ellas.

Volver al comienzo

Content last updated: November 01, 2009.

Return to top